martes, 22 de junio de 2010

Una orla muy particular.

Hoy es un día entrañable, pues las clases han acabado.
Después de muchos nervios, estrés, cansancio, fatiga...ha llegado el día tan esperado, el último días de clase, y tengo que decir, que con tantos nervios por la graduación de algunos de los pequeñitos de la casita encantada, no lo he disfrutado como me hubiera gustado, pero el Viernes 25 volveré a estar con ellos para hacer la entrega de las notas y los materiales, y ahí si que no voy a fallar, disfrutaré como una enana de mis amores.
Como bien he dicho el viernes será la entrega de materiales, fotos, notas y de una cosita muy, muy especial, nuestra "orla particular".
En todos los coles cuando hay una graduación se hace una orla de los niños que se gradúan, pero como la casita encantada, es un lugar especial, nosotros hemos reinventado el concepto de orla, así que en la nuestra, salimos todos, tanto los que se gradúan, como los que no.
A la profe se le he ocurrido hacer un dibujo en el que salieran todos los niños de la casita encantada, y pese a que es muy mala dibujando, ha podido más su tesón que su falta de destrezas artística; así que se ha puesto manos a la obra .
Primero ha esbozado el boceto , así está en lápiz.


Empiezan los primeros colores a cambiar este atrevido proyecto...y la cosa empieza a coger forma. Después de muchas horas, os lo aseguro, muchas muchas, por fin acaba la aventura de dibujar y colorear sin saber, y este es el resultado.



Como se puede ver en el dibujo, estamos todos despidiendo a los pequeños que se van de la casita encantada. Me ha parecido mejor que todos tengan un recuerdo bonito de este año y que recuerden a todas las personas que formaron parte de su vida durante estos meses. Así que hemos decidido que en nuestra orla saliéramos todos en lugar de sólo los que se van, dejando claro, eso si cuatro pequeños ya no estará el año que viene en la casita encantada.
Al final no ha quedado tan mal, así que ahora sólo queda escanear, copiar y cada uno tendrá su "orla ", y será muy divertido ya que estamos disfrazados de medievales, y eso nos encanta.
Como se aprecia en el dibujo, yo estoy en el balcón despidiéndome, ya que no sé si el año que viene estaré con mis pequeños en la misma casita encantada, pero prefiero no pensarlo de momento que me pongo muy, muy pero que muy triste.
Ya os iré contando. Besiños.



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Related Posts with Thumbnails
NINGÚN DÍA ES IGUAL A OTRO, CADA MAÑANA TIENE SU MILAGRO ESPECIAL , SU MOMENTO MÁGICO, EN EL QUE SE DESTRUYEN VIEJOS UNIVERSOS Y SE CREAN NUEVAS ESTRELLAS.